Saltar al contenido

Sulfasalazina: ¿Qué es y para qué sirve?

Sulfasalazina: ¿Qué es y para qué sirve?

La Sulfasalazina está indicada para tratar padecimientos relacionados con la inflamación intestinal, tales como la diarrea, la colitis ulcerativa, dolor abdominal, enfermedad de Crohn y hemorragia rectal.

Asimismo, es usada para tratar el dolor y la inflamación en la artritis y evita el daño en las articulaciones.

¿Qué es la Sulfasalazina?

La Sulfasalazina pertenece a un grupo de fármacos llamados sulfamidas, los cuales sirven de agente antiinflamatorio e inmunomodulador. La Sulfasalazina nace de una combinación de salicilato y la sulfapiridina.

Este fármaco es metabolizada por medio del intestino y por hígado; su vida media es de 10 horas. Se excreta por medio de la orina.

La Sulfasalazina no se considera un antibiótico.

Sulfasalazina inmunosupresor

La Sulfasalazina tiene un efecto inmunosupresor sobre el cuerpo, lo cual significa que es capaz de suprimir la respuesta inmunológica a un agente antígeno.

Los inmunosupresores como la  Sulfasalazina, suprimen la inflamación asociada a la respuesta inmunitaria. Así, cuando se emplea como tratamiento de la artritis reumatoide, puede reducir la hinchazón crónica de las articulaciones.

Sulfasalazina y diabetes

Ciertos estudios han demostrado que la inflamación puede ocasionar resistencia  a la insulina. Al empezar un tratamiento con algunos fármacos antirreumáticos como Sulfasalazina puede regular dicha resistencia a la insulina ya generar menor riesgo a  padecer diabetes mellitus tipo 2.

Recordemos que la insulina controla los niveles de glucemia en la sangre, y en la diabetes tipo 2, el cuerpo no responder de manera normal y hace que el paciente tenga que encontrar métodos para regularla el azúcar de su organismo.

Dosis de Sulfasalazina

La vía de administración de este medicamento es oral.

Padecimientos por inflamación intestinal

  • Adultos: Dosis inicial y de mantenimiento de 1 a 2g al día, fraccionada en 3 tomas.
  • Niños mayores de 6 años: Dosis inicial de 40 a 150 mg por kilogramo, al día, fraccionados en 3 o más tomas. La dosis de mantenimiento será de 20 a 75mg por kilogramo al día, fraccionada de la misma manera.

Artritis reumatoide

  • Adultos: Dosis inicial de 500mg al día. Incremento de 500mg por semana hasta llegar a los 2g al día, fraccionado en 2 a 4 tomas.
  • Niños mayores de 6 años: 30 a 75 mg por kilogramo al día, fraccionados en 2 dosis iguales. La dosis máxima será de 2g al día.

¿Cuánto cuesta y dónde comprar Sulfasalazina?

Actualmente, en el mercado se puede encontrar la sustancia activa Sulfasalazina bajo el nombre comercial de Azulfidina.

  • Azulfidina: Caja con 60 tabletas de 500mg cada una. Su precio oscila entre los 410 y 520 pesos mexicanos.

Recuerda que puedes adquirir este producto en Farmacias Prixz, Farmacias San Pablo, Farmalisto, entre otras.

Sulfasalazina en embarazo y lactancia

Los estudios demuestran que la toma de Sulfasalazina durante el periodo de embarazo puede inhibir la absorción de ácido fólico, lo cual puede provocar algunos daños en el desarrollo del feto. Sólo si el médico lo establece, puede prescribirse este fármaco para la mujer embarazada.

Para el periodo de lactancia, no se han demostrado daños el neonato por la excreción mínimo de Sulfasalazina por medio de la leche materna. Se debe excluir su toma en casos de niños prematuros o con deficiencia de G-6-PD.

Sulfasalazina y alcohol

El uso combinado de Sulfasalazina y alcohol no está contraindicado, sin embargo, se debe cuidar la ingesta de este tipo de bebidas ya que puede provocar una sobrecarga en el hígado, ya que el fármaco se metaboliza parcialmente por este órgano.

Contraindicaciones de Sulfasalazina

Iniciar un tratamiento con Sulfasalazina implica conocer la serie de restricciones que implica. Así pues, no lo use si padece algo de la lista. Siempre acuda a su médico en caso de duda.

No usar en caso de:

  • Hipersensibilidad a la Sulfasalazina sus metabolitos, sulfonamidas o salicilatos.
  • Niños menores de 6 años.
  • Pacientes con Porfiria.
  • Obstrucción intestinal u urinaria.

Precaución en caso de:

  • Insuficiencia renal.
  • Insuficiencia hepática.
  • Alergia severa.
  • Asma bronquial.

Efectos secundarios de Sulfasalazina

Como cualquier otro medicamento, Sulfasalazina puede ocasionar, en algunos pacientes, una serie de reacciones adversas. Si alguno de estos síntomas se presenta de manera grave o recurrente, se debe acudir al médico inmediatamente.

  • Fiebre.
  • Pérdida de apetito.
  • Enfermedad del suero.
  • Epricarditis.
  • Dolor abdominal.
  • Malestar gástrico.
  • Náuseas.
  • Alteraciones del gusto.
  • Mareos.
  • Dolor de cabeza.
  • Tos.
  • Alteraciones dermatológicas.
  • Artralgia.
  • Leucopenia.

Para saber la lista completa de efectos adversos, consulta a tu médico.